martes, 30 de junio de 2009

Rocas o Medusas en el Anas-Monkay


La tabla del chope - Difuá&Brest contraatacan




Un extraño y su vez elegante sobre acolchado desde Mnorbia Iordana recibí de gnoración segundos antes del almuerzo.
Todos los indicios me llevaron a concluir que se trataba de un salvoconducto para atravesar La Cavecania por sus flancos más expuestos a nuestros enemigos finiseculares:
Dubois and Bresst, en la sombra, y Van Khario y las Thiorvas a plena luz del dia no hacían sino zaherir las buenas intenciones de los gaeivmbarii.

domingo, 28 de junio de 2009

Bucéfalo por los pueblos chiquirreninos - Bicéphalo en el Peer Hoydico




Cavecania, Domingo de San Hespidifén de Junho.
Mientras estaba con Reixac recibí la noticia.
Era el propio Carlino que instóme a leer la prensa.
Acabo de encontrar el link, pa que lo puá leé El Habbo del Troncho:
Aprofeito pra saludaro a toj.

Descortezando



En un genial texto que ahora sería incapaz de localizar, Paco hacía una clasificación de los cavecanos antiguos entre rockerii y folkii y describía sus peculiaridades. Si se repasan mis introitos musicales queda claro que yo pertenezco más al segundo grupo, y en concreto a la subsección cantautoril.


Viene esto a cuento para justificar el arrebato que me ha dado esta noche, pues aunque no lo tenía pensado, a última hora decidí ir a la Plaza de Toros mnorbense para escuchar a Alberto Cortez.


Habría unas 500 personas, que no son demasiadas, supongo, pero el personal estaba como muy por la labor. Y el público respondió bien, a pesar de las dificultades que iba poniendo la organización del evento. Sobre todo porque encima de empezar tarde, nos tuvimos que tragar a una tipa llamada Melanie, "futura promesa de la música cacereña", al parecer, que estuvo cantando, o intentándolo, durante casi media hora. Menudo truño. Como una cantante de karaoke o de OT, que no sé qué es peor. Y hubo también algunas complicaciones técnicas, con unas luces mal ajustadas que dejaron la mayor parte del tiempo al cantante medio a oscuras.


Pero en fin, la cosa se salvó con el bueno de Don Alberto, que aunque físicamente está muy cascado y le cuesta moverse, no en vano son ya unos 105 años los que tiene, está pleno de facultades en la memoria y en la voz (el último tema lo cantó sin micro). Repertorio alternado entre los temas más conocidos y otros nuevos, que son buenos, de veras. Es capaz de combinar rimas claras, textos con mensaje, sentimientos y temas cotidianos con melodías hermosas. Intercaló también un par de poemas recitados (uno de amor, y otro elogiando al vino), muy oportunos para variar el ritmo.


En definitiva, todo mi respeto, desde una cierta nostalgia, para un tipo que ha creado temas como este:




CALLEJERO



Era callejero por derecho propio;


su filosofía de la libertad


fue ganar la suya sin atar a otros


y sobre los otros no pasar jamás.




Aunque fue de todos, nunca tuvo dueño


que condicionara su razón de ser;


libre como el viento era nuestro perro,


nuestro y de la calle que lo vio nacer.




Era un callejero con el sol a cuestas,


fiel a su destino y a su parecer;


sin tener horario para hacer la siesta,


ni rendirle cuentas al amanecer.




Era nuestro perro y era la ternura,


esa que perdemos cada día más,


y era una metáfora de la aventura


que en el diccionario no se puede hallar.




Digo nuestro perro, porque lo que amamos


lo consideramos nuestra propiedad,


y era de los niños y del viejo Pablo,


a quien rescataba de su soledad.




Era un callejero y era el personaje


de la puerta abierta en cualquier hogar;


y era en nuestro barrio como del paisaje,


el sereno, el cura y todos los demás.




Era el callejero de las cosas bellas


y se fue con ellas cuando se marchó;


se bebió de golpe todas las estrellas,


se quedó dormido y ya no despertó.




Nos dejó el espacio como testamento,


lleno de nostalgia, lleno de emoción;


vaga su recuerdo por los sentimientos


para derramarlos en esta canción.




Alberto Cortez


Podéis escucharlo aquí:

http://www.youtube.com/watch?v=gjDTZACsN8s

sábado, 27 de junio de 2009

Dulzaineros del Bajo Aragón

Bazilo, Fernando y Rafel (zicutanaires de pro) tienen un grupo que se llama "Dulzaineros del bajo Aragón". Es el grupo folk que más toca de España. Este año tienen 86 bolos. Y porque hay crisis, que todos los años pasan de cien.

Tienen varios espectáculos distintos (a decir verdad, Zicután fue una idea que tuvieron para proponer música de baile). Éste que os pongo aquí, y que viene a cuento por la lutheria, es un didáctico en el que van explicando los instrumentos tradicionales.


video


video